Alfaro se despidió de Boca con una carta muy emotiva

Por @PAMPAARANDA 24/12/2019

 

El entrenador finaliza su contrato con el conjunto xeneize el próximo 31 de diciembre y escribió un texto para agradecerle a la dirigencia, a Burdisso y a los jugadores. Además, recordó con orgullo la derrota contra River.

 

 

En esa misma, también eligió agradecer a la dirigencia, a Nicolás Burdisso y a los jugadores. Además de recordar con orgullo la derrota frente a River en las semifinales de la Copa Libertadores 2019.

Querido pueblo boquense, me dirijo a ustedes con motivo de la finalización de mi contrato con Boca Juniors. No es sencillo para mi escribir esta carta, de despedida, luego de un año vertiginoso, que pasó rápido, y me deja sensaciones ambigüas. Por un lado la sensación de habernos quedado a mitad de camino en un proceso, y por el otro, la gratitud inmensa de haber podido trabajar en un club único y diferente. No fue sencillo aquel 3 de enero ponerse al frente de un plantel que se encontraba con su orgullo dañado, pero dispuestos a ofrecer nuevamente su corazón, como lo marca su historia, pero también, como lo define un rasgo característico de este plantel, que es ponerle el pecho a cada desafío.

Y por último a los jugadores, gracias por su compromiso y su dedicación, por sus ganas permanente de superarse. Como se los dije en muchas charlas, saben lo lindo que fue jugarme la vida, y mirar para el costado y verlos a ustedes, preparados y con la cara pintada en la trinchera, dispuestos a dar batalla. Un plantel de HOMBRES, que merece lo mejor, y que no tengo dudas que en las próximas 7 fechas le pondrá una estrella más a ese escudo plagado de ellas. Me llevo emociones muy fuertes, como lo fue transitar ese túnel camino al campo de juego, la primera noche de Libertadores y esa Bombonera que late de manera única, esa pasión que contagia, que se derrama por esa multitud y baña todo el campo, haciendo entender que no hay pelota que no se dispute, ni esfuerzo que se negocie. Una pasión que no tiene fronteras ni límites, a cada sector del país que uno recorra, en cada latitud del mundo que uno se encuentre, siempre habrá un hincha de Boca al que no le importe las horas de vigilia por una foto o un autógrafo de sus ídolos. Eso es Boca. Pasión. Nunca voy a olvidar, mas allá del dolor, la noche del superclásico que ganamos y con el orgullo que recorrí esos metros desde el banco hasta el túnel, por la demostración de coraje que dieron los jugadores.

Muchas felicidades para este cierre de año y para lo que viene. Que se cumplan todos sus deseos.

Hasta Siempre.

You may also like...