Benedetto le dio la victoria al Xeneize en La Fortaleza

Boca superó 1-0 a Lanús y salió victorioso del primer encuentro como visitante que enfrenta en la Superliga. El tanto lo marcó Dario Benedetto en el ocaso del segundo tiempo y ratificó, nuevamente, que su romance con el gol sigue latente: suma 28 goles en 33 partidos. El Pipa es la carta del gol en la ofensiva Xeneize. Los dirigidos por Guillermo lograron imponerse en un campo de juego que lucía dañado por la incesante lluvia e hizo que el desarrollo del encuentro fuera trabado y carente de claridad. Con esta victoria Boca cosechó puntaje perfecto en el arranque del campeonato y se posiciona en los primeros puestos de la tabla.

El campeón vigente del futbol argentino no logró desarrollar el juego fluido, aceitado, que muestra en los partidos que disputa. El campo de juego de Lanús impidió que ambos equipos pudieran ejecutar el juego vertiginoso y efectivo al que están acostumbrados. La primera etapa encontró mejor al local pero no pudo plasmarlo en el resultado. Barros Schelloto movió el banco en el arranque del complemento e hizo ingresar al debutante Nahitan Nandez en lugar de Pablo Pérez. No obstante, el juego carecía de llegadas de ambos equipos que apostaban a los envíos aéreos o a la sorpresa y suerte de la pelota parada; a los 58’, Cardona ejecutó un excelente tiro libre en la puerta del área rival pero el travesaño le negó el gol. El técnico Granate mandó a la cancha a Lautaro Acosta y Román Martínez que le dieron una inyección de frescura a Lanús y tuvo situaciones claras de gol en los pies de Román y en la cabeza de Silva pero no prosperaron. Boca salió ileso de los intentos del local y, a los 84’, mediante un centro cruzado de Jara, el zaguero de Lanús falló en el cálculo para rechazar el envío aéreo y le quedó servida a Bendetto que no perdonó y le fusiló el arco a Andrada para abrir el marcador. Con la ventaja, Nandez, de auspicioso debut, defendió el resultado con quites quirúrgicos y buscó el contacto constantemente para lograr la falta y enfriar el encuentro. Boca coqueteó liquidar el encuentro mediante llegadas de Pavón y Walter Bou que entró por Benedetto pero no fueron efectivas. Después de 4 minutos de adición, Echenique emitió el silbatazo final y selló la victoria de la visita.

A pesar de la felicidad por el triunfo, el Xeneize deberá dar vuelta rápido de página ya que el próximo miércoles tiene un compromiso copero: se enfrentará a Guillermo Brown de Puerto Madryn, en Mendoza, por los 16avos de la Copa Argentina.

You may also like...